Masaje de cólico menstrual: qué es, opciones y cómo hacerlo

El cólico menstrual es, sin duda, una de las mayores torturas en la vida de una mujer. Mientras que una porción privilegiada de mujeres atraviesa el ciclo menstrual sin sufrir calambres terribles, otras sufren todos los meses este malestar. Con eso, "esos días" se vuelven realmente insoportables, lo que hace más difícil mantener una rutina normal. En este sentido, el masaje para los cólicos menstruales puede ser un auténtico alivio.

Así que si formas parte del grupo de mujeres que padecen cólicos menstruales, tenemos buenas noticias. Afortunadamente, existen algunas técnicas y masajes que pueden ayudar a aliviar estos dolores.

Por eso hoy te vamos a enseñar paso a paso cómo hacer este masaje para los cólicos menstruales. Revisa.

Cólicos menstruales

La dismenorrea, conocida popularmente como calambres menstruales, es un dolor y una molestia que se produce en la región pélvica, días antes (a veces durante) la menstruación.

En algunas mujeres, la afección puede acompañar a otros síntomas, como diarrea, náuseas, dolores de cabeza, mareos e incluso desmayos. La explicación de esto es que durante la descamación de las paredes del útero, hay una mayor producción de prostaglandinas. Entonces, son estas hormonas las que hacen que el útero se contraiga. Y son precisamente estas intensas contracciones las que provocan el dolor de los cólicos menstruales.

Aunque es una molestia importante, estos dolores son muy comunes. Sin embargo, existen algunas formas de aliviarlos, como el uso de remedios antiespasmódicos e incluso masajes. Además de las bolsas de agua caliente, la acupuntura y la reflexología, que también ayudan a combatir los cólicos.

Masaje para los cólicos menstruales

Cuando se trata de métodos naturales para aliviar los cólicos, el masaje es una gran opción. Se puede realizar tanto en el período premenstrual como durante la menstruación, y su finalidad es aliviar las molestias provocadas por las contracciones uterinas.

En este sentido, lo ideal es que el masaje para el cólico menstrual se realice con la mujer acostada. Sin embargo, también se puede hacer sentado cómodamente.

También se recomienda que antes de iniciar el masaje se coloque una bolsa de agua caliente sobre la zona pélvica durante 15 a 20 minutos. Una vez hecho esto, siga el paso a paso a continuación sobre cómo hacer el masaje de cólicos menstruales:

1 - Poner aceite en la piel

Entonces, después de acostarse o sentarse en una posición cómoda, es hora de comenzar. Primero pon el aceite de tu elección en tu mano y frótalo con la otra hasta que se caliente. Cuanto mayor sea la temperatura, mejor será la permeabilidad de las sustancias en el cuerpo.

2 - Realiza movimientos circulares

Una vez hecho esto, coloque sus manos sobre su vientre, colocadas debajo de su ombligo. Luego comience a hacer movimientos circulares en el sentido de las agujas del reloj. Empiece con movimientos suaves y lentos y aumente gradualmente la velocidad y la fuerza que realiza la tarea. Haga esto durante 3 minutos.

Estos movimientos aumentan la circulación sanguínea en la región, haciendo que el cuerpo actúe contra el dolor.

3 - Realiza movimientos de arriba hacia abajo

Luego, coloque las manos a cada lado de su vientre y muévalas de arriba a abajo con las yemas de los dedos. Al igual que con el primer movimiento, comience de forma suave y ligera, y aumente gradualmente la fuerza y ​​la velocidad. Haga estos movimientos durante otros 3 minutos.

Masajes orientales

Ese fue el masaje para los cólicos menstruales. Ahora, echa un vistazo a los masajes orientales ideales para que tu rutina sea más suave durante todo el mes.

Masaje chino - Chi Kung

Chi Kung es un automasaje que tiene como objetivo energizar el hígado. Como el hígado es responsable de procesar las hormonas y de controlar todos los flujos corporales, incluido el menstrual, este masaje también puede ayudar en estos días.

Para hacer Chi Kung, es fundamental que la mujer esté vestida cómodamente, en un lugar aireado y tranquilo, y con los pies descalzos. Por lo tanto, separe los pies a la altura de los hombros y doble ligeramente las rodillas. Hecho esto, comience masajeando su cara (frente, boca, orejas) con las yemas de los dedos.

Luego desliza tus dedos hacia tus brazos. Entonces, baje por dentro y suba por fuera, siguiendo la circulación energética de los meridianos.

Luego, deje que sus manos bajen por los lados externos de sus piernas hasta llegar a sus pies. Luego, haz el movimiento opuesto, subiendo por el interior de las piernas, pasando por la ingle.

Termine con una mano moviéndose hacia su espalda baja, mientras que la otra permanece en el ombligo. Con los ojos cerrados, sienta la energía interna de su cuerpo durante unos segundos.

Masaje mongol - Chua-ka

Esta otra técnica de automasaje utiliza las manos como herramientas para liberar el cuerpo. Por tanto, se hace con los pulgares a lo largo de todo el cuerpo, y trabaja la tela con profundidad.

Mediante movimientos largos, que estimulan el sistema circulatorio, la piel consigue recuperar su elasticidad. Precisamente por ser un tratamiento intenso y delicado, Chua-ka promueve una increíble sensación de bienestar, ya que elimina los dolores musculares. Y más que eso, también alivia los cólicos, ayuda a tratar el insomnio, reduce las migrañas y reduce el estrés.

Masaje chino - Doin

El automasaje se basa en los mismos puntos que se utilizan en la acupuntura. Sin embargo, la presión aquí se realiza con las yemas de los dedos. Así, el masaje estimula los puntos del cuerpo que presentan dolor provocado por la congestión de su flujo energético.

Por tanto, las presiones pueden ser continuas o repetidas. Mientras que el primero está destinado a sedar, los repetidos estimulan los puntos del cuerpo. Ambos deben hacerse durante 2 a 5 minutos.

Sin embargo, si quieres utilizar esta técnica para aliviar los calambres menstruales, lo ideal es aplicar presión continua en el interior de la pantorrilla con un pulgar y el interior de la espinilla con el otro.

Masaje de yoga tailandés - Nuad Phaen Boran

Por último, el masaje de yoga tailandés, una técnica milenaria que combina yoga, shiatsu y acupuntura para mejorar la flexibilidad, además de aliviar el dolor.

Para realizar este masaje, busque un lugar tranquilo y silencioso. Y luego comienza a sentarte, aplicando presión en las plantas de los pies, y lentamente levántate, aplicando presión al resto de tu cuerpo, hasta terminar con las manos.

Posiciones para aliviar el dolor menstrual.

Sin embargo, además de los masajes, algunas posiciones pueden ayudar a combatir las molestias que provocan los cólicos. Echa un vistazo a algunas de estas posiciones milagrosas a continuación.

Para empezar, un ejercicio de estiramiento para aliviar las molestias en la espalda. Para esta posición, acuéstese boca arriba y doble ambas piernas. Luego abrace sus rodillas y manténgalas cerca durante 1 minuto.

Otra posición indicada para el dolor de espalda es la oración musulmana. Para hacer esta posición, arrodíllate en el piso, siéntate sobre tus talones e inclínate hacia adelante, manteniendo tus brazos y pechos presionados contra el piso.

Finalmente, un consejo para la posición para dormir. Se recomienda acostarse de costado, con un cojín o almohada entre las piernas, con las rodillas dobladas.

Reflexología contra los calambres menstruales

Por último, otra técnica muy utilizada para aliviar los cólicos menstruales. La reflexología es un tratamiento centrado en masajear determinados puntos de los pies.

Si te interesó, debes saber que es una técnica que es muy sencilla. Por lo tanto, simplemente masajee con movimientos circulares con el pulgar estos puntos a continuación:

De todos modos, ahora que conoces el masaje para los cólicos menstruales, ¿qué tal si echa un vistazo a los mejores tés para aliviar estos dolores?

Fuentes: Tua Saúde, Mulher, Korui

Fuente Destacada de la Imagen: Incrível.club Docctor Med Delas Ig Vix.com Acupuntura Popular Mujer Astral Alto Veda.ch El Crítico Trinquete Libera tu Salud