10 posiciones de kama sutra que te volverán loco

El placer es fundamental para la vida de una mujer. Es necesario comprender lo que te gusta durante el sexo, produciendo autoconocimiento. Para ello, también es importante encontrar posiciones sexuales que garanticen mayor satisfacción. Y convengamos en que algunas posiciones son más eficientes que otras.

¿Has leído el kama sutra? Muchas posiciones pueden incluso asustar, sin embargo, no hace falta que sea de elástico para intentar ponerlas en práctica. Muchos de ellos son más simples y prometen darle vida al sexo. Seleccionamos algunos de ellos para que los revise y los pruebe, por supuesto.

Echa un vistazo a las 10 posiciones del kama sutra que te volverán loco

1 - Tijeras sexy

Tumbado con el cuello sobre una superficie plana a cierta altura del suelo, como una mesa de oficina o cocina. Levanta las piernas hasta tener un ángulo de 90 °, perfecto para que tu pareja pueda actuar. Él: parado frente a ti, toma tus piernas en tu mano y agarra tus tobillos. A partir de ahí, comienza el vaivén de la penetración, cruzando y descruzando las piernas, como tijeras.

El movimiento que se asemeja a las tijeras garantiza una mezcla de diferentes sensaciones. Cuando abra las piernas sentirás la profundidad de la penetración del pene; cuando los cierra, se siente como atrapar y pegar el órgano a su cuerpo.

2 - Amo del sofá

Tu pareja debe estar sentada en un sofá o una silla, con los pies tocando el suelo. Debes estar encima de él, cara a cara. Sea el dueño de la relación, tomando el control de la situación. Acuéstese sobre sus piernas, con los brazos extendidos detrás de usted, para apoyarse. Abre y cierra tus muslos cuando quieras, imponiendo la velocidad y los movimientos que prefieras.

Estas posiciones te dan la sensación de poder. Tú decides el ritmo que más te conviene. Y tú también eres responsable del placer, tuyo y de él. Lo más importante es la visión de su cuerpo, plenamente entregada, que tendrá su pareja. Nunca olvidará esta escena.

3 - Ascendente

Debe acostarse boca arriba, doblar las piernas hacia atrás, en una posición similar a la del juguete joão-bobo. Se pone de rodillas frente a ti, toma tus piernas y pone una en cada hombro. Con un gesto firme, agarra tus caderas y se inclina hacia ti. Aferrándose a él, te dejas llevar por este movimiento sensual, que parece un columpio.

Esta posición permite que el pene lo penetre profundamente, asegurando una sensación de extrema intimidad. Como tus manos están libres, aprovecha para intercambiar caricias y mirarlo a los ojos.

4 - Candado

Cómo hacerlo Debes subirte a un mueble lo suficientemente alto, como un fregadero, una mesa de bar, una lavadora o algo así. Siéntese con las piernas cruzadas y apóyese en los brazos. Está frente a ti, está atrapado entre tus piernas, que se envuelven alrededor de tus caderas. Ojo a ojo, eres tú quien conducirá los movimientos.

Por la cuestión psicológica. El placer se ve reforzado por la emoción de tener relaciones sexuales en un lugar inusual, como la mesa de la cocina y el lavadero.

5 - Nivana

Debe acostarse ligeramente sobre su espalda, con las piernas estiradas y los brazos hacia atrás. Como regalo para él, pareces pasivo ... Por ahora. Él: tradicional, se posiciona encima de ti para tener sexo al estilo “papi y mami”. Mientras hace los movimientos de ida y vuelta, contraes todos los músculos de tu cuerpo. Presiona tus muslos contra él y mantén las manos en la cabecera, como si quisieras derribar la pared con él.

El hecho de que contraigas tus músculos y cierres tus muslos contra tu pareja multiplica los efectos de la penetración y estimula naturalmente tu clítoris. Enloquecido por esta resistencia física, redoblará sus esfuerzos por dominarlo, convirtiendo el sexo en una apasionante disputa.

6 - Tigre blanco

Debe estar a cuatro patas, con los brazos extendidos hacia adelante. Apoye su cuerpo en sus manos para mantener el equilibrio. Incline la cara hacia abajo para mantener la espalda arqueada. Imagina que estás imitando una mesa baja, baja. Debe estar de rodillas detrás de ti, toma tus caderas con firmeza. Luego continúa con un exfoliante animal, con el que llegarás deliciosamente al orgasmo.

Esta posición es esencial en el Kama Sutra. La vagina está inclinada para que el pene llegue fácilmente al famoso punto G.

7 - Caricia de mano sensual

Recuerda las historias de tu infancia e imita la posición base de la carretilla. Coloque tantas almohadas como sea posible para alcanzar la altura adecuada. Él: parado y detrás de ti, tu compañero te toma los tobillos y los sujeta con firmeza. Luego, dobla las piernas y pégalas a sus muslos.

El efecto sorpresa es seguro. Desafías la ley de la gravedad y cambias las habituales puertas de entrada. Al revés, sientes un agradable vértigo, que irá acompañado de fuertes sensaciones durante la penetración. Sin olvidar la increíble vista de tu trasero que le ofreces a tu pareja. ¡Un espectáculo que te hará redoblar esfuerzos!

8 - Escalada del deseo

Debe pararse como una letra, con los pies juntos y firme en el suelo, espera que brinques con las piernas abiertas sobre su regazo. Mientras tanto, mantente ligero como una pluma, pon tus brazos alrededor de su cuello y deja que te abrace. Párese con las piernas abiertas y apoye los pies en la cama, el sofá, la lavadora o cualquier otra cosa a su alcance. Esto le ayudará a soportar su peso por más tiempo. A partir de ahí jugará el papel de chirrido, haciéndote subir y bajar como prefieras.

Las sensaciones no tienen precedentes. Tendrá la impresión de albergar un ascensor dentro de la propia vagina, a medida que sube y baja. El movimiento es rápido y profundo, de arriba a abajo, lo que aumenta aún más el placer.

9 - Grande 8

Necesita quedarse como si fuera a hacer flexiones sobre ti, se posiciona con los brazos flexionados y una mano a cada lado de tu cara. Con tus manos en su trasero, guíalo para que haga movimientos en ocho dentro de ti. Debe acostarse boca arriba, con las piernas estiradas y ligeramente separadas. Puede colocar una almohada debajo de su trasero para facilitar una penetración más profunda.

Este ángulo de penetración permite que el pene de tu amante se adentre más, pero es principalmente el movimiento en forma de 8 el que le permite excitar y llegar a los rincones más inexplorados y secretos de tu vagina, que incluso ignoraste. Además, el contacto de su pubis con tu clítoris te llevará al séptimo cielo.

10 - Amazonas fantástico

Debe descansar sobre tus brazos, con la espalda inclinada hacia atrás y sentado con las piernas cruzadas, con los muslos lo suficientemente anchos para que puedas actuar. Súbete a tu compañero, ponte cara a cara con él y asegúralo con tus piernas. Inicie un movimiento de ida y vuelta de arriba a abajo, alternando la dirección: una vez a la derecha, una vez a la izquierda. Sube y baja, sube y baja ... Un sombrero de vaquero queda bien en esas horas, como una especie de rodeo sexy.

¡Ahora estás en el poder! Tú eres quien dicta las reglas y controla los movimientos, la profundidad, el ritmo. Cara a cara, desafíalo a que se te resista, disfrutando de este momento de profunda complicidad y sensualidad.

¿Te gustó este artículo? Así que también te gustará este: 3 razones principales detrás de la falta de sexo en una pareja

Fuente: Tao Femino